Apr 282015
 
Preservation_03

© Blake Little

Annie Leibovitz nos ha enseñado que cualquier foto puede mejorar si hay un elefante en medio. Ahora, gracias al fotógrafo Blake Little también hemos aprendido que con unos cuantos kilos de miel también es posible obtener resultados bastante espectaculares. Sobre todo si no eres tú el que tiene que limpiar luego el estropicio.

Los caminos del arte son inescrutables, y muchas obras dejan al público con esa sensación entre la admiración ante una idea brillante y la sospecha de que se están riendo de ellos. Si, como en este caso, en la receta artística de turno se incluyen nada menos que 4.500 kilos de miel, la cosa se complica un poco más.

Como decíamos, la ocurrencia es obra del renombrado fotógrafo Blake Little que para su último libro, Preservation, tuvo la idea de cubrir a sus modelos con kilos y kilos de miel. ¿Para qué? Según él mismo explica, la idea era buscar un aspecto similar al de los insectos conservados en ámbar. De ahí el título del proyecto (conservación) aunque, como siempre, nada como un poco de discurso para darle al asunto cierto empaque.

Seguir leyendo en LaGulateca

 

Loading Facebook Comments ...

 Leave a Reply

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>