Apr 082013
 

MobilePhoto

Teniendo en cuenta que por aquí nos gusta más la polémica que a Toni Cantó una tiza, no es de extrañar que el trío fotografía-cámaras-teléfonos móviles sea uno de nuestros temas preferidos. Y es que, a pesar de ser un asunto que ya lleva un tiempo planeando sobre el sector, promete seguir dándonos de qué hablar durante una buena temporada.

Por mucho que estemos de acuerdo en que lo importante es la imagen y quién la hace -ver, pensar, encuadrar, disparar, editar…- y que el trasto con el que está realizada es un dato más, sería absurdo negar que la llamada fotografía móvil está de moda.

Ejemplos no faltan. El diario The New York Times colocaba hace unos días en su portada una foto hecha con Instagram. ¿Tiene alguna importancia que la instantánea en cuestión haya sido tomada con un móvil o con un Phase One de 80 megapíxeles? Visto el revuelo generado, está claro que sí.

No es un caso puntual. Hace nada descubríamos a través de El Asombrario la revista Shooter: una publicación muy aparente que presume de ser “la primera revista del mundo dedicada a la fotografía móvil”. Y ya vimos también que se puede plantear una sesión de moda usando sólo teléfonos móviles.

En todos los casos parece que las fotografías tienen que compartir en cierto modo protagonismo con la tecnología usada para tomarlas. Es curioso como el planteamiento original (con un móvil también se pueden sacar fotos, el aparato es lo de menos…) se ha ido diluyendo hasta convertir el teléfono en parte activa de la ecuación fotográfica.

D-IVE

¿Pero el uso de un dispositivo puede definir una categoría propia de fotografía? ¿Existe la fotografía de formato medio como una especialidad? ¿Debería considerarse la fotografía móvil como un terreno con sus normas y características?

Los organizadores de D-IVE están convencidos de ello. Así lo explicaron durante la presentación el viernes pasado de este festival, el primero del país dedicado a la fotografía con móviles y que tendrá lugar en Barcelona del 19 al 21 de abril.

Pero también hay opiniones radicalmente opuestas, claro. La polémica, eso de lo que hablábamos al principio y que nos encanta, está servida. “Si quieres hacer fotos, usa una cámara de fotos”, dice Carlos Ormazabal -responsable de producto profesional de Finicon- en un artículo de opinión publicado en Nikonistas, web oficial de la firma en España.

Puede sonar provocador o que simplemente barre para casa -ojo que se habla de un módulo fotográfico de Nikon en el próximo teléfono Nexus de Google-, pero el texto plantea cuestiones con las que seguramente muchos fotógrafos estarán de acuerdo.

No se trata de clasismo, clasicismo o inmovilismo, si se permite el despliegue de ismos. Igual que algunos dan por hecho que la fotografía móvil es una categoría en si misma, muchos otros todavía se preguntan si eso que se hace con los móviles puede siquiera ser considerado fotografía.

“Pero seamos serios, ¿podemos llamar fotos a esos archivos? ¿Alguien se plantea realmente ir de vacaciones al Kruger Park sólo con un móvil? ¿O hacerle las fotos de la Primera Comunión a sus hijos con un iPad?”, apunta Ormazabal.

Parece que, efectivamente, tenemos por delante unos cuantos años de debate sobre si estamos ante una especie de burbuja o moda pasajera en torno a la fotografía móvil o si el futuro va por aquí. O puede que simplemente dentro de algún tiempo deje de ser noticia que una foto está o no hecha con un teléfono.

Loading Facebook Comments ...

  3 Responses to “De cámaras y móviles. Capítulo 452”

  1. Mario sin duda que un movil esta lejos de una compacta de medio pelo bueno nno se sitanto tengo una canon s100 y la mayoria de las fotos salen del ipod pondre un ejemplo es necesario que en una fotos de un soldado en afganistan disparando la nitidez sea tal que casi es posible leer la inscripcion que tiene el cartucho eln el culo y este saliendo de la recamara esto es importante para la fotografia o la misma fotografia salida de un movil que las hay industrialmente es importante ya que no comparemos lo que cuesta un ipod 319 euros como una compacta normal contra unos cuantos miles de euros ahi radica la diferencia principal y lo importante que no vas a obligar a los fotografos a utilizar un iphone o lo que sea esto como todo es gradual ya los periodicos publican fotografias tomadas con un movil y si canon reconoce el daño que economicamente estan haciendo los moviles da para pensar no se trata de obligar si no de que ya es algo que no tiene que ponerse en duda.

  2. Que va a decir el de Nikon si las fotos con el ipad pueden resultar mucho mas interesantes que las tomadas con una nikon reflex compacta etc etc segun claro quien haga las fotografias si vas al parque kruger no te queda otra salvo que te hagas acompañar por su majestad y te acercas con el ipod tan cerca al leon y el apoyo de su majestad como decia armado de un fusil de gran calibre pero se puede fotografiar con el movil dejando de lado una leica o las mejores reflex ya no cabe ni plantearselo y ya en la primera comunion tengo una app que envejece y a esos niños que reciben una hostia por primera vez al ser fotografiados quedarian como las fotos de la difunta bisabuela y que esta nunca tuvo solo es cosa de acostumbrarse si una revista periodico o una exposicion presentan o publican fotografias salidas de un movil no hay nada que hacer y lo mas importante antes que estas publicaciones o exposiciones ya internet estaba lleno de fotografias con movil y si como dicen de las apps de apple nunca la fotografia digital fue tan analogica o algo parecido incluso la ha superado en cuanto a mentir y casi cualquier objeto que antes no pasaba de ser algo quizas insulso pasa a ser algo interesante o bonito o bello nunca antes la fotografia habia podido ser tan mentirosa como los es hoy de mano de las apps y si uno quiere mantener entre la amplitud de estilos lo clasico pues tiene posibilidades solo es necesario olvidarse de nikon y canon y leica o lo mas sano es alternar e importante es tener por ahi un rinconcito de artista si vas en busca de la maxima ampliacion y perfeccion mas vale seguir como siempre y si la galeria que expone pide unos parametros de acuerdo con phase one hassel leica etc etc no queda otra pero la cosa es que esto es mucho mas entretenido que la foto tradicional lease laboratorio de luz roja y ordenador no todo seran primeros planos de leones ni estrellas ni luces zodiacales ni auroras boreales etc etc… y el ormazabal tiene que vender y mucho nitidez resolucion cristal tambien hay que pensar lo que esta en juego detras de una camara una gigantesca industria puestos de trabajo la revolucion de todo esto es que pueda tambalearse por unas imagenes salidas de un objetivo de 1 milimetro mas o menos como mucho 2mm.

  3. Yo soy muy aficionado a la fotografía móvil, y de hecho tomo la mayoría de mis fotos con el iPhone. Dicho esto, se puede hacer fotografía con un móvil pero nunca me iría a Kruger Park -sea eso lo que sea- sólo con mi iPhone. Este debate nos enlaza con aquel que dice que “lo importante no es la cámara, sino el camarero”; dejando de lado el deseo de darle con una manguera de butano en los lomos al que hace la bromita del camarero, me parece ridículo decir que la herramienta no tiene una importancia fundamental a la hora de tomar fotografías: nitidez, rango dinámico, luminosidad… todos esos factores dependen de la cámara, y el mejor teléfono sigue estando hoy en día bastante lejos de cualquier compacta de medio pelo en términos de calidad.

 Leave a Reply

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>