Aug 222016
 

IMG_1930

¡Pues vete a Cuba! Tanto escuchar esa frase cuando hablo de política al final he decidido hacerles caso y hoy mismo me voy pa’ La Habana, compañeros. No es sólo que los vuelos para Venezuela o Corea del Corte estuvieran más caros, es que había mucha ganas de volver a la isla, seis años después de mi primer viaje por allí.

La Habana con unos fotógrafos que viven en esta ciudad  y prometen ser unos excelentes guías para salirse de las rutas turísticas, y unos días por Viñales para conocer el pueblo de mis abuelos. Sí amigos, ese natural atractivo y ritmo caribeño al bailar no era casualidad.

El caso es que, como cada año por estas fechas, llega la pregunta del millón, ¿qué cámara elegir para un viaje así? O cámaras, en plural. ¿Algo ligero y discreto para viajar cómodo? Ya vimos hace poco que un cuerpo tipo Olympus Pen-F puede ser un compañero perfecto o que para irse a Perú a trabajar una semana una Panasonic  GX80 es una opción perfectamente válida.

Esa era inicialmente la idea hasta que la cosa se empezó a animar. Y, como suele decirse, me vine arriba. Posiblemente demasiado. ¿Pero quién le dice que no a una Sony RX1 R II? Un formato completo de bolsillo con una calidad sencillamente espectacular, así que para la mochila. Pero, claro, hace falta algo más polivalente y un poco de zoom. Tenía ganas de probar con más calma la joven A6300 de Sony, así que también se viene junto al 18-105 mm f4.

IMG_1928

Pero, sin duda, la estrella de la fiesta es la Sigma SD Quattro. Sí, ese bicho raro con sensor Foveon, ópticas intercambiables, un diseño perfecto para dar la nota en cualquier lugar pero una calidad de imagen que -con paciencia- promete mucho. De una cosa puedo estar seguro: va a ser la única SD Quattro en todo Cuba.

Como los de Bilbao nunca salimos de casa con menos de 4 cámaras, faltaba una. Así que la Ricoh Theta S también se viene. Si la conexión por allá lo permite (el mega de Vodafone se cotiza a 18 euros, así que habrá que ir buscando Wi-Fi) ya veo mi Facebook plagado de fotos 360 de La Habana y Viñales. ¡Temblad!

IMG_1929

¿Demasiado equipo y peso para acabar sacando fotos con el iPhone? Sin duda ¿Una combinación un tanto surrealista? Efectivamente. Pero, como tantas veces, se trata de probar los últimos modelos y trabajar con calma con algunas de las cámaras más interesantes del mercado.

Y de viajar, comer, descubrir y pasarlo bien, claro. Si además sale alguna foto buena, pues mucho mejor.

Loading Facebook Comments ...

 Leave a Reply

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>