Jan 152014
 

braun-camera-Kim-Seongjin-1

¿Cómo sería una cámara de fotos diseñada por Apple? La pregunta no tiene demasiado sentido porque en realidad de Cupertino ya salieron cámaras de fotos. Fue hace muchos años, cuando Steve Jobs no andaba por allí y la QuickTake 100 se convirtió en una de las primera compactas populares del momento. Claro que habría que poner muchas comillas a eso de compacta -era un trasto de tamaño considerable- y popular -porque costaba 1.000 dólares-, pero eran otros tiempo.

Aunque con la vuelta de Jobs a la compañía desaparecieron del catálogo, la llegada de una especie de iCam fue durante muchos años la pesadilla recurrente de algunas firmas fotográficas, temerosas de que Apple se encaprichara con el mercado fotográfico y barriera a a competencia como ya había ocurrido en otros segmentos. No sabían -no sabíamos- que en realidad ya tenían una cámara. La llevábamos en el bolsillo y se llamaba iPhone. Pero ese es otro tema.

braun-camera-Kim-Seongjin-3

El caso es que seguramente muchos imaginarán esa iCam que nunca llegó a ser como algo parecido a este modelo conceptual creado en homenaje a Dieter Rams, diseñador de cabecera de Braun durante la década de los 50 y los 60. Y es que, como es de sobra sabido, algunos de sus creaciones sirvieron de inspiración para Jonathan Ive, responsable del diseño de buena parte de los productos de Apple.

Una cámara concebida por Kim Seongjun aplicando los 10 principios del buen diseño de Rams, y en la que estética, funcionalidad y minimalismo en las formas y los controles van de la mano. Un modelo que no existe ni posiblemente existirá -no estaría mal que alguien se animara con algo parecido- pero que hace que ahora buena parte de las cámaras del escaparate nos parezcan realmente feas.

Loading Facebook Comments ...

 Leave a Reply

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>