Sep 022013
 

Es un tema bastante recurrente en ese particular mundo de los alimentos y la cocina vegetariana. ¿Tienen sentido esas hamburguesas o salchichas a base de tofu y otros elementos vegetales que después se animan con decenas de aditivos y condimentos para intentar que sepan a algo? Quitar la carne y luego hacer mil malabarismos culinarios para intentar igualar su aspecto o incluso sabor. Pensándolo bien, suena un poco ridículo. Más aún teniendo en cuenta que se pueden hacer estupendas hamburguesas con legumbres que ni son ni pretenden ser hamburguesas, pero que están muy buenas.

¿A qué demonios viene todo esto? ¿Es una campaña de publicidad encubierta brand content orquestada desde de LaGulateca? ¿El título es fruto de una tardía insolación de verano? Puede, pero en realidad si aplicamos esa lógica vegetariana al panorama fotográfico de los últimos años igual hasta tiene algo de sentido.

Olympus_OM-D

Una de las muchas imágenes filtradas de la futurible Olympus E-M1.

Y es que la futurible Olympus E-M1 es sólo el penúltimo ejemplo de una curiosa tendencia de un mercado empeñado desde hace años en eliminar los espejos de las cámaras para crear una nueva generación de modelos que -aquí viene lo gracioso- cada vez se parecen más a sus abuelas réflex.

Llevamos años con la misma cantinela, así que no vamos a repasar una vez más las ventajas que ofrece la eliminación del espejo en la cámara y las posibilidades que abre. Ni sobre la paulatina desaparición de todo lo mecánico y óptico para dejar paso a lo electrónico. Es una lección que todos nos sabemos.

Tampoco es ningún secreto que en esa imitación de las formas y diseños de hace una década juega un papel muy importante la eterna moda de lo retro y nuestra memoria y nostalgia.

Pero hechas todas estas aclaraciones no deja de ser curioso que tras años vendiendo la eliminación del espejo como una panacea, seguimos en ese punto en el que el objetivo a conseguir es igualar lo que ya teníamos. Cámaras con un visor electrónico que sea tan bueno como el réflex de toda la vida; sistemas de enfoque que puedan competir con el empleado en los tiempos del espejo…

Oiga, que ahora que no hay espejo las ráfagas pueden ser mucho mayores… Cierto, pero es que por lo visto tampoco tiene mucho sentido poner velocidades de más de 10 fotogramas por segundo en modelos no profesionales. Y cómo la gama más alta sigue teniendo espejo resulta que las cámaras más rápidas del mercado continúan siendo réflex con su espejo que sube y baja.

¿Y el vídeo? Eso es verdad, las ventajas de eliminar el espejo son evidentes a la hora de usar la cámara de fotos para tomas de vídeos… claro que, curiosamente, el modelo de mayor éxito en este terreno es -¡sorpresa!- la EOS 5D Mark II. Sí, una réflex.

No se trata de hacer de abogado del diablo -bueno, un poco sí- ni de perpetrar un alegato en favor de los espejos. En realidad a la inmensa mayoría de usuarios les da absolutamente igual lo que haya dentro de esa cámara y simplemente buscan un modelo de calidad que se ajuste a su presupuesto. La reciente Sony A3000 o la Panasonic G6 -por citar dos modelos que imitan las líneas tradicionales de las SLR- son un buen ejemplo. ¿Qué más dará si son o dejan de ser réflex? En realidad las interioridades y reflexiones espejiles sólo nos importan a los frikis que vivimos alrededor de esto.

Pero no deja de ser un poco frustrante pensar que 5 años después de empezar con esta operación anti-espejo la meta sigue siendo conseguir cámaras con las prestaciones que ya teníamos. Como suele decirse, para este viaje no hacían falta alforjas. O espejos. O algo así.

Loading Facebook Comments ...

  One Response to “Réflex vegetarianas”

  1. “En realidad las interioridades y reflexiones espejiles sólo nos importan a los frikis que vivimos alrededor de esto.” Es muy cierto, a la mayoría de gente que quiere una cámara para sacar fotos, lo único que le va a pedir a la cámara es que “saque buenas fotos”!

    El resto puede que sea márketing, al fin y al cabo la electrónica proporciona muchos numeritos cuantificables para decir que “la mía es más larga que la tuya”; pero creo que también hay detrás un viaje de diseño bastante interesante, de cosas que funcionan, cosas que no, y cosas que llaman la atención por lo absurdas (Hola, Hasselblad Lunar!).

 Leave a Reply

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>