Aug 222014
 

Aprovechando los calores estivales, recuperamos artículos un tanto viejunos que, seguro, resultan una lectura estupenda a la hora de la siesta

FotosNoHicimosAhora hay un centro comercial y un palacio de congresos, pero hace décadas allí estaban los astilleros Euskalduna. En plena reconversión naval y con la amenaza de
cierre y miles de despidos sobre la mesa, las batallas entre los trabajadores y la policía eran el paisaje tradicional del Puente de Deusto, en Bilbao.

En 1984 uno era todavía demasiado joven como para entender de qué iban las barricadas ardiendo en medio de la carretera de camino al centro de la ciudad. Pero todavía recuerdo a mi padre viendo las noticias y maldiciendo a los que, en aquella época, iban uniformados de marrón.

Lo que sí recuerdo es que, cuando se apagaron los cócteles molotov y la empresa cerró definitivamente, durante mucho tiempo al pasar por aquel mismo puente se podían ver todavía los restos de la batalla. Y en el tejado de uno de los almacenes abandonados, una cabeza de cerdo con un lema que se coreaba mucho por aquella época: “Obrero despedido, patrón colgado.”

Es curioso, pero estos últimos días, y sin saber muy bien por qué, me ha venido a la cabeza aquella imagen cada vez que ojeaba el periódico. Tal vez sea cosa de la edad. De descubrir que ahora en la facultad en la que estudié han cerrado los laboratorios de fotografía y junto a la cafetería de diseño han colocado la sucursal de un banco. O de la crisis económica y la reforma laboral.

Seguir leyendo artículo original

 

 Posted by at 7:00 am
Loading Facebook Comments ...

 Leave a Reply

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>