Jun 212013
 

Hace unos días pudimos echarle el guante a la recién estrenada Leica X Vario. Se trata de la primera compacta con sensor APS-C del mercado y dotada de un zoom que, eso sí, no parecer ser ni tan “mini” ni tan “M” como la firma había prometido.

Y es que estamos ante una de las cámaras más difíciles de justificar en el catálogo de la firma alemana. ¿Tiene sentido un cuerpo de este precio (2.400 euros) y tamaño a cambio de un modesto zoom tan poco luminoso?  Mucho nos tememos que, pese al mérito de los ingenieros de Leica por conseguir esta proeza, la respuesta será un rotundo no para la inmensa mayoría de usuarios.

Jun 102013
 

Leica_X_VarioMañana Leica desvelará la que ellos mismos han calificado como “M Mini”. Más allá de la urticaria que semejante denominación puede causar a los más puristas usuarios de la firma -M sólo hay una y a ti te encontré en la calle- lo cierto es que a estas alturas poco queda por desvelar.

En realidad no es ninguna novedad. De hecho la noticia sería que a 24 horas de lanzarse un modelo no conociéramos todos sus detalles. Más aún cuando las compañías se empeñan a jugar a los misterios y las adivinanzas, con anuncios de esos que van mostrando poco a poco nuevos detalles, en plan insinuante striptease.

Como era de esperar, antes que esta nueva Leica tuviera tiempo de quitarse la chaqueta ya circulaban por la red datos con pinta de ser bastante fiables: se llamará Leica X Vario y será una compacta son sensor de tamaño APS-C y un zoom 18-46 milímetros f3.5-6.4. Ni más ni menos.

De ser así -que parece que será- en realidad estamos ante  un modelo único: la primera compacta con ese tamaño de captor y un zoom integrado. Lo más parecido sería esa Canon PowerShot G1X a la que, todo sea dicho, nadie ha hecho demasiado caso.

¿Lanzamos ya el confeti para celebrar semejante hito como si esto fuera un cumpleaños en casa de Ana Mato? Ni mucho menos. De hecho decepción es la palabra más repetida desde que salieron a la luz estos detalles. Dejando a un lado las recurrentes  críticas de quienes nunca nos compraremos una Leica -pero siempre tenemos algo que decir-, en este caso la idea tampoco parece haber gustado entre los devotos de la firma germana.

Continue reading »