Nov 222010
 

De acuerdo. En público jamás lo reconoceremos pero entre nosotros y ahora que no nos escucha nadie, ¿quién no ha presumido alguna vez de una foto sacada por puro azar, de esas disparadas casi sin mirar y que cuando las ves dices, mira tú lo que que salido?

Algo parecido pero a lo bestia es lo que ocurre cuando recorres el mundo fotografiando todas las calles en un coche con un montón de cámaras: al final sale más de una resultona que, impresa a gran tamaño y apoyada por un discurso con ínfulas artísticas colaría sin ningún problema.

¿Google Street View? No, perdona, es una reflexión coceptual sobre la soledad del género humano ante la inmensidad de la nada.

Aquí se han tomado la molestia de recopilar algunas de la mejores instantáneas recogidas por los famosos coches de Google y entre situaciones curiosas, un tanto absurdas y de los más extrañas también aparecen unas cuantas que -visto el panorama- bien podrían pugnar por el Premio Nacional de Fotografía del próximo año.

Cosas peores hemos visto aunque, como bien apuntaba Valentín Sama el otro día, tampoco debería extrañarnos demasiado algunas decisiones y argumentos  dada la composición de un jurado encargado de fallar un premio de fotografía.

Nov 092009
 
Gervasio

© Gervasio Sánchez

Ya sé que ahora lo que se lleva es dar leña sin tregua al Ministerio de Cultura, hacer chistes de la señora Sinde y, en general, ese bonito discurso sobre Internet libre, puta SGAE y blabla… ya saben.

Pero sin entrar ahora en esos berenjenales -que tanto les gusta cultivar a quienes precisamente se están forrando con el cuento del 2.0-, cuando los chicos del Ministerio hacen algo bien también hay que reconocérselo, ¿no?

No sé cual ha sido la cabeza pensante que ha decidido dar un golpe de timón respecto a lo visto en anteriores ediciones, pero el hecho de que Gervasio Sánchez haya recibido el Premio Nacional de Fotografía -después de unos cuantos años de movida madrileña y arte conceptual de ese que los catetos no captamos- invita a recuperar por un instante la esperanza.

Continue reading »